“¿Y esto dónde va salir?” “¿Tiene que poner mi nombre?”, habría preguntado un vecino de la propiedad de la familia de Grudke, ante la consulta del diario El Territorio, sobre un rumor que desde hace un par de años circula entre los habitantes de esa colonia: la existencia de una bóveda en la chacra de la modelo.

“Hace unos tres años hubo mucho movimiento de camiones con materiales de construcción y ampliaron la casa. También se veían muchos coches importados, con vidrios polarizados y se decía que era porque venía Cristóbal López, el que era novio de Ingrid. Era o es… ahí ya no sé decirle”, agregó con picardía otro colono de la zona.

Si bien desde hace muchos años los padres de Grudke residen en Oberá, la chacra de 25 hectáreas sigue siendo propiedad de la familia y es ahí donde los lugareños aseguran que se realizaron importantes mejoras edilicias. El predio dispone de un cuidador permanente.

Comentaron que el proyecto fue supervisado por profesionales de la confianza de López, aunque la mano de obra habría sido realizada por trabajadores locales, los que a su vez hicieron trascender detalles de la supuesta bóveda.

Un vecino de Los Helechos recordó que: “Ingrid se crió en esa chacra y se daba con toda la gurisada de acá. Eran colonos humildes, los padres muy trabajadores. Lamentablemente, hoy el papá está muy enfermo y no viene; sí suelen venir Ingrid con la mamá, a veces los fines de semana o cuando tienen visita. Este fin de semana se vio movimiento, por ejemplo”.

En esta localidad de poco más de 3500 habitantes, la figura de Ingrid Grudke cobra una enorme relevancia ya que se trata de la figura pública más conocida que nació en Los Helechos.

“Parece que volvió con el señor ese que estuvo preso. Acá la gente cuenta que le vieron el fin de semana llegando a la chacra”, lanzó un comerciante a El Territorio.

“Por ahí vino a buscar algo que tenía guardado en la bóveda”, especuló con picardía un conocido maderero de la zona en diálogo con la nombrada fuente.

Más allá del mito y las versiones, varias voces coincidirían en que el último fin de semana varios coches de alta gama ingresaron a la chacra de la familia Grudke.

El empresario kirchnerista, que debe a la Afip 17.000 millones de pesos, llegó a Misiones para ver a la que indica ser su ex novia, Ingrid Grudke.

Comentarios

Dejá tu comentario