En un operativo nocturno, la Dirección de Tránsito, con su responsable Carlos Díaz a la cabeza del control, se secuestraron anoche dos vehículos que se encontraban corriendo ‘picadas’ en la vía pública a alta velocidad.

Con respecto a este caso puntual se realizó un operativo cerrojo y se los logró detener en su marcha en avenidas 2 y 91, ocasión en la que se determinó que ambos carecían de seguro y tenían modificaciones en la suspensión del auto, lo que no está permitido.

En otro orden, vale decir que fue un fin de semana muy activo en cuanto a infracciones y otros secuestros de vehículos de diferente porte, algunos por alcoholemia y otros por documentación básica incompleta.

Comentarios

Dejá tu comentario