Ayer miércoles y con 89 años nos dejó una persona muy querida para la comunidad, Ricardo Rivero.

Ricardo Rivero se sumó al programa de PAMI “Abuelos Cuenta Cuentos” en 2012 y ahí comenzó una conexión única con los más jóvenes. Es más por elección de los chicos la Biblioteca de la Escuela Nº 52 de Necochea lleva su nombre.

“Es una historia imposible de soñarla; pocos saben lo retributivo que es el cariño que nos dan los chicos” había manifestado con emoción en aquel homenaje.

En sus últimos años fue alumno de yoga, bajo también el programa PAMI que permite a los jubilados realizar la disciplina. Hombre de ideales firmes, siempre militando y aportando su don de gente.

Comentarios

Dejá tu comentario