0029007752

En el partido que Argentina venció por 2-0 a Italia en Manchester, en la previa de Rusia 2018, resultó curioso que no hubo tarjetas. Tras el encuentro, el futbolista Manuel Lanzini, que recibió una dura infracción, explicó el motivo.

De acuerdo con lo que reveló el autor del segundo gol de la albiceleste, el árbitro inglés Martin Atkinson le confesó que no sancionó a nadie porque se trataba de su último partido internacional.

“Hablé con el referí y me decía es el último partido que dirigía internacionalmente y no quiero sacar ni amarilla”, dijo el argentino entre risas luego de su gran actuación.

Comentarios

Dejá tu comentario